Con bombos y maracas se informó de un descubrimiento en junio de 2007, el cual