COLUMNA LIBRE AGOSTO – Dr. Libardo Montoya C.

libardo montoya sin fondo

En este 25 de octubre en El Carmen de Viboral “Sí hay por quién votar”
6 CANDIDATOS A LA ALCALDÍA Y 112 ASPIRANTES AL CONCEJO, es una, muy amplia opción. Lo grave es que casi nunca sabemos votar, siempre nos equivocamos al momento de votar, casi nunca votamos por el proyecto político del candidato, siempre votamos por aquel que nos está comprando, prometiendo, dando dádivas durante toda la campaña, despilfarrando y dilapidando recursos económicos entregados por poderosos políticos o contratistas de turno, que es ni más ni menos la maquinaria electoral.
Si antes de ir a las urnas hiciéramos un estudio a la trayectoria social y comunitaria del candidato, sería un voto a conciencia transparente y se estaría votando por aquel que más se parece a usted.
En la política, aun en la colombiana, hay gente buena, con un equipaje intelectual que pesa, decidida a cambiar las viejas mañas corruptas, y acá se debe pensar en candidatos con mano limpia, que tengan cura para la enfermedad del Carmen como es el mensaje que nos da el candidato ( EL ENFERMERO JOHN FREDY ALCALDE, las cartas están jugadas, los Carmelitanos en una inmensa mayoría entre hombres y mujeres, líderes y lideresas, organizaciones sociales, campesinos y obreros, amas de casa, jóvenes, comerciantes, docentes, estudiantes universitarios etc, le apuestan hoy a votar por la cura p´al Carmen. )
Así mismo deberíamos actuar para elegir a los concejales, de 112 aspiraciones, solo se elegirán 13, ¿quiénes serían?, Ahí está el dilema, ¿ por quién votaría usted ?, votaría por el conocimiento, por la experiencia, por el trabajo social y comunitario conocido, esos serían los elegidos, así es que a estudiar las hojas de vida de los 112 candidatos y hacer una elección buena, ah, y a propósito ¿porque será que la gran mayoría de carmelitanos, no nos unimos a apoyar una candidatura a la Asamblea de Antioquia?. Eso tiene una respuesta, POCA GESTIÓN DE RECURSOS y representa y se marca con un partido político, eso es marcarse con un solo partido político y no comprometerse con la comunidad a defender sus intereses, y no ayudar al gobierno local a gestionar recursos del estado. En términos generales un diputado poco le aporte al municipio, es más un burócrata más de la Gobernación.
En dos meses debemos escoger un nuevo Alcalde y un nuevo Concejo y aunque la mayoría de los Carmelitanos y Carmelitanas sueñan con ver los debates que vendrán entre candidatos a la alcaldía, que ellos sin duda serían muy ilustrativos, pero prefiero mejor creer que la comunidad votaría por un Alcalde más parecido a nosotros y por un Concejo renovado, que ello es posible, toda vez que este que culmina dejo muchas dudas de su trabajo legislativo.No pienso, como dicen algunos colegas, que votar en las próximas elecciones será un soberano desperdicio. El Concejo que llegará puede representar auténticamente a los Carmelitanos, plural e ideológicamente diverso. Contará con más autonomía, y no se dejarán comprar tan fácilmente del mandatario de turno, con quien más bien emularán de tú a tú.
Pero las nuevas caras que pueden llegar a la corporación, los carmelitanos y carmelitanas, los premiamos con nuestros votos, abundan en el tarjetón que tendremos a mano el 25 de octubre de este año.
¿Se imaginan ustedes un debate en la Comisión Primera del Concejo entre las liberales, los representantes de MAIS, el Polo y el Partido Verde ?, la Comisión Primera, tiene que ver por la defensa del territorio, la planeación territorial, y lo pertinente al PBOT, o en la Comisión Segunda que tiene que ver con presupuesto.
Se me hace agua la boca decir que en la Corporación Concejo Municipal se pueden encontrar para discutir los problemas del Carmen de Viboral, concejales nuevos, RENOVADOS, CON BASTO CONOCIMIENTO DE LO PÚBLICO.
No veo a ninguno de estos candidatos cediendo a la tentación del “computador de Concejo” y en cambio me los imagino a todos compitiendo con entereza para ganar visibilidad y demostrarnos que nuevos liderazgos en El Carmen sí son posibles y que bueno sería para todos y todas que el 25 de octubre de 2015, sea un año feliz en política y que les demos la oportunidad a los mejores de llegar, porque en este año si hay por quién votar. Hagamos de estas elecciones el inicio de un proceso de depuración y rescate de la política que El Carmen urgentemente necesita y al cual invitaría a los abstencionistas a unirse mediante el aporte de su voto, para que el sistema democrático sea eficaz en la búsqueda del bien común y el bienestar de los carmelitanos y carmelitanas, voy a votar por candidatos que sean personas respetadas por su limpia trayectoria, competentes, conocedores de los problemas y, ante todo, conscientes de las obligaciones de servidores públicos, voceros del pueblo que los elige.Además, tienen que ser consecuentes de que su trabajo está al servicio exclusivo del pueblo y no de intereses particulares, y menos aún de aquellos actos que maniobrando por fuera de la ley se apoderan de recursos de la nación que a todos nos pertenecen. Ahí está pues, somos todos y todas responsables de lo que pueda suceder para bien o para mal de todos los Carmelitanos…

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*